Política de privacidad      Acceso / Registro

lunes, 22 abril 2024

Forjando el futuro de la Oncología

El congreso oncológico más importante a nivel mundial recupera su ‘esplendor’ pre-pandémico con altos niveles de asistencia y volumen de publicaciones

Sandra Pulido
Sandra Pulido
Redactora en Gaceta Médica

La última edición de la Reunión Anual de la Sociedad Americana de Oncología (ASCO) ha vuelto a demostrar que el avance imparable de la innovación en el campo de la Oncología no muestra señales de frenar. Con una asistencia que ha superado los 40.000 inscritos, las compañías y las empresas spin-off han aumentado su participación con respecto a años anteriores. En las más de 7.000 comunicaciones presentadas, se han resaltado importantes avances en el tratamiento del cáncer de pulmón, colon, ovario y mama, entre otros.


CÁNCER DE PULMÓN

La llegada de la inmunoterapia en cáncer de pulmón cambió el paradigma en el tratamiento de este tumor, convirtiéndose en el plato fuerte del Congreso de ASCO hace escasos años. Por su parte, los estudios presentados este año han confirmado el beneficio de adelantar los nuevos enfoques terapéuticos al estadio precoz.

“El gran avance de este año es trasladar la inmunoterapia y las terapias dirigidas indicadas en estadio metastásico a la fase inicial de la enfermedad, donde las posibilidades de curación son mucho más elevadas”, tal y como ha explicado a EDS Delvys Rodríguez, Jefe de Servicio de Oncología Médica del Hospital Universitario Insular de Gran Canaria y patrono de la Fundación ECO. Estos avances están reflejados en el estudio Keynote 671 —quimioterapia + pembrolizumab en CPNM temprano— y en el estudio ADAURA —osimertinib adyuvante en CPNM EGFR—. “Por primera vez un estudio aumenta la supervivencia en pacientes con mutación EGFR“, ha añadido el especialista.

El siguiente reto para poder aplicar estos avances es detectar la enfermedad en su fase inicial, un escollo si se tiene en cuenta que países como España no disponen de un programa de screening en cáncer de pulmón.

“El objetivo es curar más pacientes y esto báscula la necesidad de diagnosticar precozmente la enfermedad. Por ello, hay que hacer hincapié en los programas de screening que, en España, no se están desarrollando como programas pilotos que de verdad funcionen, sino como programas oportunistas en algunos centros”, ha argumentado a EDS Santiago Ponce, jefe del departamento de innovación terapéutica Gustave Roussy.

Países como Reino Unido o Estados Unidos llevan años implementando estos programas y Francia ya ha comenzado a instaurar la recomendación de la Unión Europea recientemente. “España tiene que implantar un programa de screening de la misma forma que se hace en otros tumores como mama o colon“, ha insistido Rodríguez.

CÁNCER DE MAMA

Los resultados del ensayo NATALEE han confirmado que la adición de ribociclib (Kisqali) a la terapia hormonal (endocrina) muestra mejora significativa en la supervivencia libre de enfermedad invasiva (iDFS, por sus siglas en inglés) en cáncer de mama en estadio temprano HR+ y HER2-. “Aunque se trata de resultados iniciales, el estudio presenta datos muy prometedores y sugieren que ribociclib adyuvante desempeñará un papel en el cáncer de mama HR+ HER2“, ha señalado Rita Nanda, oncólogoa especialista de ASCO.

Por su parte, Lilly ha presentado nuevos datos de abemaciclib (Verzenios) y pirtobrutinib en el tratamiento del cáncer de mama HR- HER2+, cuyos datos refuerzan el beneficio de abemaciclib como tratamiento adyuvante para las pacientes de cualquier edad.

“Estos datos adicionales de abemaciclib y pirtobrutinib respaldan el papel que cada uno de estos fármacos juega en la mejora de los paradigmas de tratamiento para pacientes con cáncer de mama en estadios iniciales con alto riesgo de recaída y con linfoma de células del manto en recaída o resistente al tratamiento con inhibidores covalentes de BTK, respectivamente”, defiende David Hyman, M.D, director médico de Loxo@Lilly.

Ambos estudios están enfocados en una enfermedad que representa alrededor de dos tercios de los cánceres de mama y es el tumor más común después de la menopausia.


CÁNCER DE COLON


Respecto al cáncer colorrectal (CCR), la medicina de precisión y la clasificación de los subgrupos moleculares en CCR ha permitido un cambio cualitativo en el abordaje de los pacientes, tal y como se ha podido observar en el congreso americano.

Entre los ensayos presentados, el estudio Destiny-crc02 ha evaluado el ADC trastuzumab deruxtecan en pacientes con CCR metastásico HER2 positivo previamente tratado. “El CCR HER2+ no representa más de un tres por ciento de los cánceres de colon, pero se ha observado que es claramente un subgrupo diferente dentro de estos tumores. Cada vez se deja entre ver con más claridad, y de manera retrospectiva, que son pacientes refractarios a anti-EGFR, pero lo más importante es que son sensibles a los tratamientos con inhibición dual de HER2”, ha señalado a EDS Pilar García Alonso, jefe de sección de Oncología y profesor titular del Universidad Complutense de Madrid (UCM).

El congreso oncológico más importante a nivel mundial recupera su ‘esplendor’ pre-pandémico con altos niveles de asistencia y volumen de publicaciones
Pilar García Alonso, jefe de sección de Oncología y responsable de la Unidad de tumores digestivos en el Hospital Universitario Gregorio Marañón.

En este sentido, los pacientes que han participado en el estudio están “absolutamente politratados” y han recibido numerosas líneas previas de tratamiento. “Los resultados presentan una tasa de respuesta del 30 por ciento, un control de la enfermedad que supera el 80 por ciento, una supervivencia libre de progresión (SLP) que sobrepasa los cinco meses y una supervivencia de global (SG) de 13 meses”, ha explicado la especialista. “Otro punto muy importante es que un 20 por ciento de los pacientes ya habían recibido un tratamiento con un anti-HER2”, ha argumentado la especialista.


CÁNCER DE OVARIO

El cáncer de ovario suele cursar de forma asintomática o con síntomas muy leves que pueden pasar desapercibidos y confundirse con procesos benignos. Es por ello que solo se detecta en estadio precoz en un 20 por ciento de los casos. De hecho, la mayoría de las pacientes (70-80 por ciento) se diagnostican en una etapa avanzada de la enfermedad, de forma más habitual en mujeres postmenopáusicas, con la máxima incidencia entre los 50 y 75 años. Asimismo, el porcentaje de supervivencia de la enfermedad detectada en estadio III o superior pueden no supera el 30 por ciento.

En este sentido, la investigación en esta enfermedad se ha convertido en una necesidad que ha obtenido respuesta en el Congreso de ASCO, donde se han presentado numerosos estudios y actualizaciones.

Según el análisis intermedio de DUO-O, las personas con cáncer de ovario avanzado recientemente diagnosticado sin mutaciones BRCA que recibieron durvalumab (Imfinzi) y olaparib (Lynparza), además del tratamiento estándar, alcanzaron una SLP mejorada en comparación con aquellas que recibieron el tratamiento estándar.

“No existe un método de detección temprana para el cáncer de ovario y más de dos tercios de las pacientes son diagnosticadas con una enfermedad avanzada que recurre con frecuencia. Si bien se necesita más investigación, el hallazgo de este ensayo es prometedor para las pacientes con cáncer de ovario avanzado”, ha señalado Merry Jennifer Markham, directora de la división de Hematología y Oncología en el Departamento de Medicina de la Universidad de Florida y miembro especialista de ASCO.

APORTACIÓN ESPAÑOLA

Rafael López, vicepresidente de la Fundación ECO

Una vez más, la destacada contribución de la Oncología española a nivel mundial ha dejado huella en la Reunión Anual de ASCO. Destacados especialistas nacionales han participado en la presentación de numerosos estudios y actualizaciones en el tratamiento de diversos tipos de tumores.
En este sentido, Rafael López, vicepresidente de la Fundación ECO ha incidido a EDS que “la Oncología española dispone de muy buena salud y calidad científica, lo que se hace notar en un Congreso como este, donde se presentan varias comunicaciones y posters en todos los tipos de tumores. Asimismo, desde la Fundación ECO hemos llevado a cabo varias reuniones con ASCO y la National Comprehensive Cancer Network (NCCN) en relación al Programa QOPI Certification. También estamos colaborando en otros programas, como Oncology Medical Home Program. Han sido reuniones de mucho valor porque, si bien llevamos colaborado muchos años, la pandemia frenó este tipo de iniciativas y ahora todo ha vuelto a la normalidad”.

En este contexto, las alianzas internacionales se han convertido en un elemento imprescindible, tal y como han explicado también a EDS Stephen Grubbs, vicepresidente de Asuntos Clínicos de ASCO, y Jesús García-Foncillas, presidente de la Fundación ECO, en un encuentro en exclusiva organizado en el congreso internacional.

“La Oncología española ha tenido un impacto significativo en las actividades y programas de ASCO. En este sentido, la relación que hemos establecido con España y la Fundación ECO representa una contribución bidireccional. Aunque ASCO fue originalmente fundada como una organización estadounidense, en la actualidad es una sociedad global“, ha puntualizado Grubbs.

En concreto, el Programa de Certificación QOPI acredita la excelencia de los centros españoles e la asistencia a pacientes con cáncer.
“Seguimos el camino trazado por ASCO, quienes han desarrollado un enfoque innovador para la gestión de centros y pacientes, garantizando la máxima calidad y seguridad en todos los procesos clínicos. Por lo tanto, es fundamental mantener esta atención de calidad y asegurar que cada vez más hospitales en España obtengan la certificación de QOPI“, ha enfatizado Foncillas.

La sociedad americana ha estado trabajando en la mejora de la calidad de la atención oncológica durante más de 20 años, a través de un programa que permite recopilar datos con una amplia variedad de medidas y registros de calidad. “No se trata simplemente de una lista de verificación de tareas a cumplir. Cada tres años, los evaluadores visitan los centros para observar su funcionamiento y garantizar el cumplimiento de todos los criterios establecidos. En España, la Fundación ECO ha formado un equipo especializado encargado de realizar estas evaluaciones, las cuales se comparten con ASCO para llevar a cabo el análisis final en conjunto”, ha matizado el vicepresidente de Asuntos Clínicos.

Durante la reunión internacional, los expertos han debatido sobre cómo trasladar las prácticas del programa Oncology Medical Home (OMH) de ASCO al resto de países. Este proyecto ofrece una guía para identificar e implementar un sistema integral de atención oncológica que prioriza la calidad del cuidado.

“La pregunta que surge ahora es: ¿Cómo podemos llevar a cabo la implementación de este programa en otros países? Es importante tener en cuenta que lo que ha funcionado en España podría no ser adecuado para Brasil o Arabia Saudí. Por lo tanto, estamos llevando a cabo un análisis exhaustivo para identificar los procesos comunes que deben ser implementados de manera uniforme en todos los países, así como los procesos específicos que requieren adaptación según cada contexto. Nuestro objetivo es iniciar un proyecto piloto en España en 2024, con apoyo de la Fundación ECO“, ha destacado el especialista de ASCO.

Sandra Pulido
Sandra Pulido
Redactora en Gaceta Médica
- Advertisement -

Síguenos

482SeguidoresSeguir

Destacado

Últimos artículos